Pezoneras NUK Tamaño M (medium)

  • Forma mejorada para un mayor contacto con la piel
  • Con diferentes texturas y cuatro orificios para una sensación más natural de succión
  • Protegen a los pezones sensibles durante la lactancia
  • Seguras en cualquier postura de amamantamiento
  • Fabricadas en silicona ultra fina
  • Tamaño M (20 mm)
  • En caja, para mayor higiene y fácil transporte
  • 0 m+
 

Pezoneras NUK: una experiencia de amamantamiento placentera para la madre y el bebé

A través de la lactancia materna, el bebé y la mamá llegan a conocerse especial e intensamente bien, experimentando una sensación de seguridad y cercanía. Sin embargo, hay situaciones en las que la lactancia materna puede tener inconvenientes: por ejemplo, cuando los pezones se irritan, están doloridos o especialmente sensibles. Para proteger los pezones muy sensibles o lastimados, NUK ha desarrollado las pezoneras de silicona.

Pezoneras NUK – la pequeña ayuda para la lactancia materna hecha de silicona extremadamente delgada

Las pezoneras NUK son fabricadas en silicona ultra fina y la característica especial es su forma mejorada, que permite mayor contacto entre vos y tu bebé. El 92% de las madres confirman que la nariz del bebé tiene suficiente espacio cuando usan las pezoneras NUK*. El bebé puede sentir y oler  a su mamá y el vínculo intenso que se genera con el amamantamiento no es perjudicado. Las diferentes superficies de la pezonera NUK y sus cuatro orificios imitan el modelo natural del pecho materno y por ello brindan una sensación calma y natural.

Para los pezones planos e invertidos, la pezonera NUK puede contribuir a una lactancia más placentera y a un flujo natural de leche. Recomendamos consultar a un profesional como puericultora, partera o pediatra.

Su formato permite que usarlas en cualquier posición de amamantamiento, proporcionando un agarre seguro. Vienen con una práctica caja protectora donde podrás guardar las pezoneras NUK de forma higiénica.

*Testeado por 95 madres y 33 enfermeras en un estudio clínico en Alemania en 2017

Cómo colocarse las pezoneras NUK:

Para encontrar el talle adecuado, deberás hacerte algunas preguntas: ¿Se adhiere bien? ¿El pezón llena el espacio de la pezonera? ¿Los labios del bebé se agarran completamente? Si contestas estas preguntas con un “Sí”, quiere decir que encontraste el talle adecuado para tu pezonera. Seguí los siguientes consejos para que tu bebé disfrute de su alimento:

1) Antes de usar la pezonera, debes lavarte las manos y los pezones con agua tibia.

2) Se puede incrementar la adherencia de las pezoneras NUK humedeciéndolas levemente con agua o leche materna.

3) Para una correcta colocación en el pezón, tire de las superficies de contacto del cono hacia la punta, para poder colocarlas fácilmente en el medio; luego puede volver a colocar las superficies de contacto y alinearlas según la posición de lactancia deseada.  

4) Después de cada aplicación, enjuagar el pezón con agua tibia.

Cómo lavar la pezonera

Después de usar la pezonera para amamantar, lo mejor es limpiarla inmediatamente con agua tibia y un detergente suave. Luego, se la debe secar en un ambiente higiénico. Recomendamos guardarlas en la caja protectora. Deberías desinfectar o hervir la pezonera diariamente.  Esto se puede hacer directamente en el esterilizador a vapor de NUK de manera conveniente y fácil en pocos minutos o sumergirla en agua que acaba de romper el hervor durante 5 minutos.  Cubrí la pezonera totalmente con agua para evitar daños y dale un rápido hervor.